15 jóvenes con discapacidad intelectual se han formado en la UPO para incrementar sus posibilidades de inserción laboral

El objetivo de esta iniciativa es conseguir que las personas con discapacidad intelectual adquieran las habilidades necesarias para aumentar sus posibilidades de inserción laboral, accediendo a ocupaciones en la modalidad del empleo con apoyo. Se trata de un grupo con especiales dificultades de inserción laboral, debido a su bajo nivel formativo, por lo que es precisa la realización de actuaciones concretas para invertir esta situación y mejorar su empleabilidad.

Se pone de manifiesto la necesidad de implicar a las universidades, como agentes decisivos en la inclusión social, en la formación de jóvenes con discapacidad intelectual, cuyo acceso a la formación superior, resulta aún insignificante.

Actualmente no hay datos estadísticos de personas con discapacidad intelectual en la educación superior y su presencia se limita a casos aislados. A nivel global, éstas sólo están representadas en un 1,7% en los estudios universitarios de grado y el porcentaje es aún inferior en el caso de los másteres, posgrados o doctorados. Sólo entre el 5% y 6% de las personas con discapacidad tienen estudios universitarios hoy en España, a pesar de que la Estrategia Europea 2020 habla de un horizonte del 40%.

Se trata de un título propio gestionado por la Fundación Universidad Pablo de Olavide que cuenta con el apoyo del Fondo Social Europeo a través del programa Operativo de Empleo Juvenil. Además, está financiado por la Fundación ONCE y han colaborado la Asociación Paz y Bien y Asedown.

El programa consiste en siete módulos que abarcan la formación en comunicación, habilidades sociales, emocionales y entrenamiento cognitivo.

Una formación específica/vocacional, formación en habilidades laborales, apoyos para la autonomía, prácticas en empresa, acompañamiento académico de apoyo en la vida del campus y relaciones familiares y por último una semana de inmersión comunitaria por la vida autónoma en la que el alumnado se aloja en la Residencia Flora Tristán.

A lo largo del curso, se ha trabajado también la sensibilización de la comunidad empresarial respecto a la empleabilidad de las personas con discapacidad, premiando a las entidades inclusivas que han sabido generar valor en sus empresas facilitando prácticas laborales a personas con discapacidad intelectual.

El equipo docente ha estado formado por profesorado de la propia UPO y personal técnico de la Asociación Paz y Bien y de Asedown.

El pasado 1 de junio celebró el acto de clausura del Diploma de Extensión Universitaria “Formación para el empleo y la vida autónoma de personas con discapacidad intelectual”, en su primera edición.

Durante la ceremonia, se han impuesto las becas al alumnado egresado y la estudiante Raquel Pozo Rodríguez ha sido la encargada de pronunciar el discurso en nombre de sus compañeros y compañeras. Además, las personas asistentes han podido disfrutar de un vídeo que ha resumido la experiencia y la vida académica de este alumnado durante el curso, así como la entrega de premios a las y los estudiantes en razón a la excelencia académica, al compañerismo, al empoderamiento y a la autonomía.

Foto de familia del acto de clausura

Share
Esta entrada fue publicada en ¿Sabías qué?, Actualidad, Empleo, Formación, Universidad y etiquetada , , , , , . Guarda el enlace permanente.
Ir al comienzo

Comments

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *